Cristian Espinal y su padre
Cristian Espinal afirma que su hija Chrismarlyn está viva por milagro de Dios

Sigue en cuidados intensivos en New York; pero ayer pronunció sus primeras palabras

“Dios ha hecho un milagro con mi hija Chrismarlyn. Cuatro días después de internarla en New York, una junta médica la declaró muerte cerebral y nos aconsejó que la desconectáramos; nosotros seguimos orando pidiéndole a Dios por su vida confiados en que iba a hacer su obra. Con alegría puedo informarles que en estos momentos ella responde a mandatos: mueve la cabeza dice que sí, dice que no; mueve la boca, los brazos, sus dedos de las manos y de los pies, mueve los ojos, respira por sí misma, sólo asistida por una pequeña cantidad de oxígeno, ya le retiraron la sonda, también le retiraron las cámaras que tenía dentro de los pulmones y dentro del corazón. Ahora sólo tiene una vía para las inyecciones y el tubo gástrico para la alimentación. Está intentando hablar pero por la traqueotomía, el aire no sube y no produce sonido, pero está muy bien, es cuestión de tiempo para la recuperación. Papá Dios ha hecho la obra y no nos ha soltado; estamos muy agradecidos de Dios; del pueblo de San Francisco de Macorís y de Santo Domingo por su apoyo y sus oraciones gracias”.

El relato es la información que ofreció Cristian Espinal Martínez para los lectores de EL JAYA acerca de la evolución de la salud de su hija Chrismarlyn quien el martes 6 de febrero sufrió la fractura de la base del cráneo en un siniestro automovilístico cuando viajaba en ruta a Santo Domingo.

Espinal Martínez puso de manifiesto el cariño y la solidaridad que ha recibido de sus familiares, amigos, relacionados y del pueblo en términos generales.

Cómo ocurrió el siniestro automovilístico

El carro del siniestro (*) lo conducía su hermano Carlos quien explicó que en la autopista se le atravesó un camión al cual intentó no impactarlo, por lo que tuvo que tomar el paseo pero a poca distancia había una guagua parada contra la que inevitablemente impactó del lado que iba Chrismarlyn quien no llevaba amarrado el cinturón de seguridad porque iba recostada en posición horizontal en su asiento lo que, por no observar esa norma, fue quien recibió más daños. Carlos llevaba puesto el suyo y sólo sufrió rasguños en un brazo.

Las primeras atenciones las recibieron en el hospital de Villa Altagracia y luego fueron trasladados al hospital General Plaza de la Salud donde Chrismarlyn quedó ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos traumatológicos donde permaneció un mes y ocho días. De aquí fue llevada a la ciudad de New York en un avión ambulancia hasta Carolina del Norte de donde partieron a New Jersey y desde aquí a la emergencia del Konnekt Hospital que pertenece al Presbyterian Hospital situado en la Primera Avenida esquina 68 street de Manhattan, New York donde todavía está en cuidados intensivos.

Ayer domingo 22 de abril pronunció sus primeras palabras en el marco del excelente proceso de recuperación, gracias al milagro de Dios expresó Espinal Martínez

Agradecimientos

Espinal Martínez expresa que “deseo agradecer en mi nombre y en el de mi familia nuestro profundo agradecimiento a doña Margarita Cedeño por su apoyo moral, humano y solidaridad. Nos visitó 14 veces en la Plaza de la Salud y fue quien de manera personal contactó el hospital donde está mi hija, pues sin la ayuda de Dios y de ella no hubiese sido posible llevarla a aquel importante centro hospitalario.

También agradezco de manera infinita a los hermanos Julio, Eugenio, Luis Vargas y sus hijos quienes estuvieron con nosotros siempre, agradecimiento especial a las amigas de Chrismarlyn Rochelle Ortíz quien ha estado a su lado todo el tiempo que duramos en la capital y luego viajó a New York donde sigue cuidando a mi hija; a Nicolasa Fuster y a Karen.

Estoy muy agradecido de todos los amigos que nos visitaron en Santo Domingo, en especial a quienes nos ayudaron a gestionar y conseguir sangre y a todas las personas que pusieron a mi hija en sus oraciones; a todas las iglesias y grupos religiosos que visitaron a Chrismarlyn aquí y en New York a orarle de manera presencial. Las oraciones salvan vida y puedo poner como ejemplo a mi hija.

Tengo para decirles que Dios está vivo y está entre nosotros, su obra la recibimos a cada momento y les aconsejo que no esperen tener necesidades para orarle y pedirle sus bendiciones; acerquémonos a él mediante la oración, él nos escucha, pidan con fe y recibirán bendiciones.

Les pido que sigan incluyendo a Chrismarlyn en sus oraciones y a todos nosotros para que nuestro señor Jesucristo sienta y vea que somos hijos agradecidos por sus obras de bien.

Que el Gran Poder de Dios, Espíritu Santo, el Corazón de Jesús y la Santa Madre Virgen María nos bendigan abundantemente, nos libren de todo mal y nos acompañen siempe”.

Campaña amárrate a la vida

Cristian está feliz por la recuperación de su hija, por lo que como ofrenda a Dios prepara lanzar una cruzada de concienciación sobre la necesidad de que todas las personas al momento de abordar un vehículo privado o público para trasladarse a cualquier lugar no importa que tan cerca o lejos quede ese sitio, sepan que tienen que amarrarse a la vida abrochándose el cinturón de seguridad para que evitemos tragedias, afirmó.

Agrega que en ese sentido colocaremos afiches con fotos ilustrativas y textos creativos que tengan la fuerza de excitar la conciencia de la gente a fin de que use el cinturón de seguridad.

Exhorta a las empresas a aportar afiches y volantes y a los medios de comunicación a colaborar difundiendo mensajes al respecto.

Con la publicación de esta reseña EL JAYA impreso y su plataforma digital eljaya.com se integran a esta cruzada de manera incondicional para alcanzar los objetivos propuestos por Cristian Espinal.

(*) El siniestro se diferencia del accidente en cuanto a que el primero se produce por descuidos, inobservancia de las normas, leyes e imprudencias del chofer o conductor. El segundo (el accidente) sólo ocurre por desperfectos mecánicos e imprevistos como la explosión de un neumático que pudo visualizarse en condiciones adecuadas.

En proyecto terminado Quedan dos Apartamentos En Urbanización  Mirador del Jaya en Precio Especial 2.8 Millones Caoba, porcelanato y  titulo en mano. Llama ya!

+ Leídas

RESIDENCIAL SMA, urbanización Mirador del Jaya, san francisco de macoris